Urdaibai

La Reserva de la Biosfera de Urdaibai constituye el primer espacio protegido de la C.A.P.V. Declarada en 1984 por la UNESCO acoge en el conjunto de su territorio valiosos elementos naturales, y paisajísticos, vinculados todos ellos con gran cantidad de manifestaciones culturales y etnográficas propias. Esta relación histórica entre actividad humana y medio natural se traduce en un importante sistema ecológico único en el País Vasco que envuelve todo este territorio de 220 km2, correspondiente en extensión a la décima parte del territorio de Bizkaia.


Urdaibai, Reserva de la Biosfera.

 

Ámbito territorial de la Reserva de la Biosfera

Mapa de la reserva de Urdaibai.

Urdaibai se sitúa a orillas del mar cantábrico, en el vértice costero de la provincia de Bizkaia. Su configuración territorial viene marcada por criterios biogeográficos, incluyéndose en su territorio la cuenca de los dos ríos más importantes de la Reserva de la Biosfera: el río Golako, y en especial el río Oka, que convertido en su tramo final en ría, constituye el auténtico eje vertebrador de todo el valle.

Urdaibai limita al norte con el Cabo Matxitxako, la isla de Izaro y la Punta de Arboliz. Por el Oeste con los montes Burgoa, Sollube, y Bizkargi, por el Sur con el alto de Autxagana y Astoagana y por el Este con los montes Saraua, Motrollu y Kabelinatxe. El relieve está marcado por distintas altitudes que no superan los 800 m. de altura y describen un territorio que no sobrepasa los doce kilómetros de anchura y los veinte de longitud.

 

 

El medio físico

Acantilados de Ogoño.

Su historia geológica es compleja y rica. Destacan como elementos geológicos más interesantes la formación diapírica del estuario de la ría, que permite interpretar un recorrido que va desde el Triásico hasta el Cretácico Inferior, constituyendo el único punto de Bizkaia en el que aflora el Jurásico. Otro elemento importante es el sistema kárstico formado por los importantes afloramientos de calizas arrecifales que se desarrollan en ambas márgenes de la ría, dando lugar a elementos tan destacados como cuevas, dolinas, simas, sumideros y surgencias en el interior de la cuenca y los acantilados de Ogoño en la línea de costa.

Son dignas de destacar las cuevas de Santimamiñe donde, al interés geológico debemos sumar el interés arqueológico y artístico por sus pinturas rupestres prehistóricas magdalenienses. Otros elementos geológicos importantes son los afloramientos basálticos que discurren transversalmente en la franja central de la Reserva de la Biosfera.

 

 

 

Urdaibai espacio humanizado

La ocupación humana en Urdaibai se remonta al menos unos 35.000 años. Las áreas kársticas acogen diversos yacimientos paleolíticos en cueva. De época neolítica son numerosos los enterramientos en dolmenes establecidos en puntos estratégicos del territorio. Más tarde, en la edad del hierro, son ocupados tres castros: Kosnoaga, Arrola e Illuntzar dando continuidad a los asentamientos romanos en la comarca (Forua) localizados en pleno estuario de la ría de Urdaibai desde el siglo I hasta el siglo IV d.c.

Poblaciones en Urdaibai.

Tras los años oscuros de luchas banderizas se fundan las primeras villas, destacando de todas ellas Bermeo en 1236 y Gernika en 1366. A partir de este momento, el comercio y la producción industrial del hierro se convierten junto con las actividades agropecuarias en la actividad económica principal de la comarca. Esta tendencia se mantuvo hasta mediados del siglo XX, momento en el que las actividades agrícolas perdieron protagonismo en favor de la industria, la pesca y el comercio.

Urdaibai acoge en la actualidad una población estable de 45.000 habitantes, incrementándose notablemente en el verano. En su ámbito territorial se incluyen 22 municipios, doce de ellos en su totalidad. Los núcleos urbanos más importantes son Bermeo y Gernika-Lumo, acogiendo a cerca del 80% de sus habitantes.

 

 

 

Un mosaico de paisajes y ecosistemas 

Una de las características principales de la Reserva de la Biosfera de Urdaibai es la calidad de su paisaje, vinculada directamente a la gran diversidad de ecosistemas naturales que acoge. Los más importantes desde el punto de vista ecológico son las marismas, los encinares cantábricos y el litoral costero, declarados todos ellos zonas de especial protección por la Ley de protección y ordenación de la R.B. de Urdaibai. Estos valiosos ecosistemas se armonizan por ecosistema de campiña atlántica, paisaje en mosaico donde se desarrollan actividades agropecuarias desde tiempo inmemorial.

 

Mosaico de paisajes: Bosques, campas, marismas y playas.
Bosques en la reserva de Urdaibai.
Campiña típica del entorno de Urdaibai.
Marismas.
Playas. Al fondo se puede ver la isla de Ízaro.

Las marismas de Urdaibai constituyen el humedal costero más importante del País Vasco, tanto por su extensión como por su estado de conservación. Así lo reconocen diversas organizaciones internacionales al declararlas zona ZEPA (Zona de Especial Protección para las Aves), y formar parte de la Red Europea de Espacios Naturales Protegidos RED NATURA 2000 y del listado del CONVENIO DE RAMSAR, el más importante acuerdo internacional de protección de humedales. Este humedal costero constituye un importante área de pase migratorio e invernada para las aves acuáticas europeas. 

 

Aves sobrevolando las marismas de Urdaibai. Muchas especies de aves eligen Urdaibai como zona de descanso y de alimento.
Marismas de Gautegiz Arteaga. En dicha marisma está ubicado el Urdaibai Bird Center, museo y centro de investigación.

 

El litoral costero de Urdaibai es muy diverso, tanto desde el punto de vista ecológico como paisajístico. Toda la línea de costa está salpicada de gran cantidad de hábitats diferentes tales como las dunas de Laida y Laga, la isla de Izaro, los puertos pesqueros de Bermeo y Elantxobe y los acantilados costeros de Cabo Matxitxako y Ogoño, constituyéndose estos últimos en una importante zona de cría para aves marinas.

Litoral costero de Urdaibai. Dunas, la isla de Ízaro, acantilados...

 

Bosque cantábrico.

Los encinares cantábricos constituyen el bosque natural más extenso de Urdaibai, ocupando una superficie aproximada de 1.500 ha. Este singular bosque perenne se asienta sobre los crestones calizos donde encuentra las condiciones ambientales idóneas para su desarrollo: Suelos raquíticos y con buen drenaje. La encina (Quercus ilex) domina sobre un amplio abanico de arboles y arbustos acompañantes tales como el aladierno, el labiérnago y el madroño entre otros. Este impenetrable bosque constituye un importante refugio para diferentes especies de mamíferos como el tejón, la gineta, el jabalí y el gato montés.

 

 

 

Un espacio para la biodiversidad

En el conjunto del territorio de la Reserva de la Biosfera de Urdaibai se han descrito 835 especies diferentes de flora vascular, lo que supone casi el 30% de las especies registradas en la C.A.P.V. De todas ellas destacan especies tan interesantes como la armeria euscadiensis, la labatera arborea, el limonium vulgare o el helecho woodwardia radicans.

Dentro de los vertebrados, en Urdaibai se han identificado más de 350 especies de vertebrados. De todas estas especies destaca el grupo de las aves, con cerca de 300 registradas en Urdaibai, constituyendo cerca del 78% del total de las especies de vertebrados de la Reserva de la Biosfera de Urdaibai. Dentro de las aves destacan el cormorán moñudo, la espátula común, el águila pescadora, el águila culebrera y el paiño común. Entre los reptiles y anfibios destacamos la rana patilarga y la culebra de esculapio y entre los mamíferos el visón europeo. Cabe reseñar la gran diversidad de invertebrados presentes en Urdaibai favorecidos por la variedad de hábitats presentes en el territorio.

 

mokozabalak
Grupo de espátulas en los humedades de Gautegiz Arteaga.
El águila pescadora encuentra en el estuario de Urdaibai un lugar ideal para alimentarse y un buen lugar para realizar un descanso de su viaje migratorio.

 

Urdaibai, un espacio para el conocimiento y el disfrute de la naturaleza y la cultura

Urdaibai ofrece al visitante un amplio abanico de posibilidades para el ocio, el conocimiento y el disfrute de la naturaleza y el paisaje. Desde la línea de costa a los valles interiores, pasando por las marismas y los bosques atlánticos, el territorio presenta un variado menú de recorridos y rincones donde experimentar la estrecha relación entre el ser humano y su entorno. Estrechamente unida a los recursos del paisaje Urdaibai dispone de diversos equipamientos culturales y museísticos repartidos en todo su territorio y de una variada oferta de educación ambiental.

Un grupo guiado por un técnico del Urdaibai Bird Center está realizando una observación de aves acuáticas en la marisma de Urdaibai.
Urdaibai Bird Center, un museo vivo de la naturaleza, abierto al público para el disfrute del mundo de las aves y sus migraciones.
Mapa sobre las migraciones y su paso por Urdaibai.
Observatorio en los humedales de Gautegiz Arteaga, gestionado por el Urdaibai Bird Center.